Bobinas de ignición

Las bobinas de ignición se encargan de transformar el voltaje de batería en un voltaje lo suficientemente elevado para saltar entre el espacio de los electrodos de la bujía. Esto se logra gracias a los devanados que se encuentran dentro de la bobina, donde el embobinado primario está hecho de un cable grueso (comparado con el embobinado secundario) y por lo regular tiene una relación de vueltas de 1:100.